colegios mascaras

 

 

  • Desde la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer hemos organizado una jornada de concienciación lúdica en las distintas escuelas españolas en la que han participado más de 30.000 alumnos.
  • En España se diagnostican unos 1.500 nuevos casos al año. El lema de este año es “Detección temprana, la mejor medicina”, una cuestión clave para aumentar la supervivencia, que se sitúa hoy en el 76%.

 

 

12 de febrero de 2015, Madrid-. 30.000 escolares de 100 colegios de toda España se han sumado hoy a la lucha contra el cáncer infantil en una jornada impulsada desde la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer, que tiene como objetivo concienciar a los menores y enseñar a no temer a la enfermedad.

La jornada, con un componente lúdico importante, protagonizado por los personajes Valentón y Valentina, ha culminado con una foto de familia de todos los alumnos con un antifaz de superhéroes, hecho por ellos mismos, con el que metafóricamente hacen frente al cáncer infantil.

Por desgracia, el cáncer infantil no se puede prevenir, asegura Ortega: “nuestra lucha se centra en lograr el diagnóstico temprano de los casos, y en lograr los mejores tratamientos, porque es aquí donde reside la clave de la supervivencia de los menores y su calidad de vida”. Por ello, este año el lema elegido es “Detección temprana, la mejor medicina”, y en torno a este tema ha girado el manifiesto que han leído los escolares: “Algunos niños se ponen malos, pero ni sus padres ni el médico saben por qué, y no le pueden dar la medicina para que se cure hasta que lo averigüen. Les ocurre a los niños con cáncer y otras enfermedades”.

Cada año se diagnostican en España 1.500 nuevos casos de cáncer infantil y adolescente, convirtiendo esta enfermedad en la primera causa de muerte por enfermedad en niños de 1 a 19 años. “El índice de supervivencia es cada vez más alto, pero en cáncer infantil, no será nunca suficiente, hasta que lleguemos al 100%”, asegura Pilar Ortega, Presidenta de la FENPC.  Según los datos facilitados por el Registro Nacional de Tumores Infantiles (RETI), en los últimos 25 años el riesgo de muerte por cáncer en menores ha disminuido un 47%, situándose  en el 76% la supervivencia a 5 años actual. Los tumores más frecuentes entre niños y adolescentes son las leucemias, 30%, los linfomas, 13% y los tumores que afectan al sistema nervioso central, 22%.

Desde la Federación atienden a más de 14.000 personas con sus servicios de apoyo psicosocial, económico y logístico, con 45 pisos de acogida repartidos por la geografía española para aquellas familias que tienen que desplazarse para recibir el tratamiento adecuado. Además, apoyan proyectos de investigación sobre oncología pediátrica, y todo ello gracias a la aportación de los socios, de las entidades públicas y del apoyo privado. “La sociedad está muy concienciada acerca del cáncer y se preocupa por la salud de los menores. Lo que intentamos desde la Federación es encauzar los recursos para que reviertan en una mejor calidad de vida de los enfermos y sus familias”, apunta Ortega.

Con esta finalidad, la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer ha creado la I Campaña de Empresas con Poderes Mágicos, mediante la cual se pretende fomentar la Responsabilidad Social Empresarial entre las empresas, y crear vínculos estables y a largo plazo entre el tejido asociativo y el tejido empresarial.